martes, 7 de julio de 2015

Macarons

No os diré que su elaboración es difícil, pues mentiría, nada más fácil; pero son de un delicado.... Un consejo, no os desaniméis si no os salen a la primera. Normalmente suelo hacerlos en el verano, porque a la hora de dejarlos secar, con treinta minutos de reposo es suficiente. Os dejo la receta paso a paso, para que veáis como se hacen con más detalle.

Ingredientes:
                       4 claras de huevos grandes (85 gr )
                       60 gr de azúcar
                       110 gr de almendra molida
                      120 gr de azúcar glas

Preparación:
Primero tenemos que mezclar el azúcar glas y las almendras molidas. Tamizamos bien.
     
  
 
 Montamos dos de las claras  (45gr) a punto de nieve y cuando empiecen a formarse burbujitas es el momento de añadirle los 60 gr de azúcar, poco a poco. Las claras estarán listas cuando al darle la vuelta al recipiente no se caigan. Ahora es el momento de añadirle unas gotas de colorante hasta conseguir el color que deseemos y batimos 5 segundos más.

  •  El siguiente paso es mezclar las otras dos claras (40 gr) con los ingredientes secos (almendra molida y azúcar). Lo haremos con la ayuda de la espátula y con movimientos envolventes.
     
    Después incorporaremos las claras a punto de nieve coloreadas a la otra mezcla.
     
    La masa resultante debe ser brillante y sin grumos. Rellenamos la manga pastelera con esta masa y hacemos los macarons. Yo utilizo un mantel de silicona que tiene marcado el tamaño de los macarons y así consigo que me salgan todos casi iguales. Los dejamos reposar, esto significa que al tocarlos con el dedo  no se nos pegarán. Para mi ésta es la parte más delicada, porque si no están secos no se hornearán correctamente, todo depende de la humedad del ambiente, en invierno necesitaremos varias horas y en verano con media hora será suficiente.
     
    Horneamos a 140-150ºC unos 12 minutos. Situar en la parte inferior del horno.

    Una vez horneados podéis ver el pie, eso significa que están perfectos. Esperaremos a que enfríen y los despegaremos con mucho cuidado.
     
     
    Ahora sólo nos queda hacer la buttercream y unir dos mitades que sean similares. Podemos guardarlos varios días en la nevera.
  •                         

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Gracias por participar en esta página.